Más ganas tiene tu Padre celestial de darte sus dones que tú de pedírselos. Por eso Él te colma con sus favores a cada instante. (SLG)  

Felices Pascuas